mayo 18, 2024 11:32 am

Andrés Fassi 2025 y lo que viene para Talleres

El 21 de noviembre será un hito para la era Andrés Fassi en Talleres. Para ese día fue convocada la asamblea general ordinaria, en la que el titular albiazul será proclamado por cuatro años más ante la ausencia de lista opositora (hay tiempo hasta el 5 de noviembre) y aclamado por una multitud, ya que estarán habilitados cerca de 13 mil socios.

El lugar elegido es el Centro de Alto Rendimiento Deportivo Amadeo Nuccetelli, el nombre que representa la transformación total del predio de las 24 hectáreas con obras por más de 300 millones de pesos y que habrá sido inaugurado cuatro días antes del evento institucional.

Además de ponerse a consideración de la masa societaria la rendición de cuentas conformada por memoria y balance 2020/2021 y presupuesto 2021/2022 y de realizarse la renovación de autoridades para el período 2021-2025 (cambiarán algunos nombres en el oficialismo), será el puntapié inicial para un período en el que Fassi pretende un desarrollo mayor de su visión con una planificación que apunta a llevar al club más allá de la potencialidad actual del 30 por ciento.

Será el último período de Fassi como presidente, pero podría ir en cualquier otro cargo. Para seguir como primer mandatario, deberá modificarse el estatuto, algo que ya se hizo en 2017, sin problemas.

Lo que viene

Cardan. El Centro de Alto Rendimiento Talleres Amadeo Nuccetelli es una obra de infraestructura que apunta al crecimiento sostenido del fútbol juvenil y plantel profesional: canchas nuevas, vestuarios, gimnasio, sala de prensa, comedor, consultorios, oficinas. Será inaugurado el 17 de noviembre, aunque ya alberga el día a día albiazul. Se trata de una inversión de más de 300 millones de pesos y que surgió como alternativa ante la demora en la construcción de Mundo Talleres Ciudad Deportiva.

Internacionalidad. En la era Fassi, Talleres volvió a ser internacional. En 2019, jugó la Copa Libertadores en fases 2 y 3 (repechaje); en 2021, jugó la Sudamericana (quedó eliminado en primera ronda), y el objetivo es seguir en ese escenario. La idea es llegar nuevamente al torneo continental más antiguo en fase de grupos y superarla. Para Fassi, el partido con Lanús de este lunes que terminó 3-3 era tan “final” como lo fue el de River porque era un rival directo en la lucha por ingresar a la Libertadores.

El título local. “Yo pienso que no existe ningún equipo en el mundo que no tenga el sueño y la ilusión de ser campeón. Talleres en 108 años de historia nos ha dado muchas alegrías, satisfacciones y títulos, pero también soy consciente, y mucho más como gestor de 37 años en el fútbol, de que todo llega cuando tiene que llegar. Ya después nos daremos con que ese sueño algún día va a llegar. No demos ese nivel de presión, ni a nuestro entrenador ni a los jugadores. La presión se la dejemos a otros y sigamos luchando por ser un solo Talleres. Talleres va a ser campeón del fútbol argentino. ¿Cuándo? Veremos. Vamos paso a paso y en la fecha 25 del torneo veremos para qué alcanzó todo este esfuerzo”, fue y es la declaración de principios para Fassi. La llave sigue siendo mantener el protagonismo. “Estamos más cerca”, dice el presidente, pero no da tiempos.

Mantiene la inversión del semillero y desembarco en “Baires”. Uno de cada dos pesos que ingresa al club seguirá yendo al semillero. Los mercados top de mediados de 2020 y de 2021 han contemplado ventas récord, como las de Nahuel Bustos (65% a City Group en 7,5 millones de dólares) y de Federico Navarro (cuatro millones a Chicago Fire, el total del pase). El desembarco en Buenos Aires con convenios de reciprocidad en los clubes del ascenso porteño es una movida que también tendrá su desarrollo en este período que viene. Villa Dálmine es uno de los clubes con los que hay ya una buena relación.

Aumento de ingresos: el perfil exportador

A Europa y MLS. Talleres seguirá vendiendo. Se convirtió en la principal fuente de ingreso para Talleres desde que arrancó la pandemia. Cuando muchos clubes se las vieron en figuritas para generar ingresos sin sponsors, ni socios, ni el público eventual, el club de barrio Jardín acomodó dos balances con superávits. “A veces yo veo una desesperación en la gente y me recuerda años atrás, cuando se fue Emanuel Reynoso. Se fue y parecía que se nos caía el mundo. Y lo mismo con Sebastián Palacios… y bueno, aparecen y vienen otros jugadores, potenciamos a jugadores de las inferiores y fuerzas básicas (sic). En Talleres ningún jugador llega o se va porque sí. Es algo totalmente planeado. Que a veces el hincha tenga inseguridad es lógico, pero después de tantos años en el fútbol tenemos el equilibrio para tomar este tipo de decisiones con un alto nivel de responsabilidad. Sabiendo que hay que vender para poder fortalecer el proceso de crecimiento institucional y de sustentabilidad y traer jugadores jóvenes que nos den un gran aporte económico en el futuro”, son los argumentos de Fassi y nada hará cambiarlos. Así llegó al mercado europeo con las primeras ventas de Facundo Medina y de Andrés Cubas a Francia tras 17 años de aquella transferencia de Diego Garay al Estrasburgo. El último jugador que vendió fue Piero Hincapié, con el que invirtió un total de 1.660.000 dólares y lo transfirió al Leverkussen por 7,5 millones con 19 años y se quedó con un 35%. Seguirán Valoyes, Díaz y Tenaglia.

Comprar porcentajes. Se tomarán opciones por varios jugadores por los que Talleres tiene ya un porcentaje mayoritario, caso Ángelo Martino y Rodrigo Villagra.

75 mil socios. La vuelta de la gente a la cancha hizo que la masa societaria pasara de 25 mil a 40 mil. El objetivo siguen siendo 75 mil socios.

120 millones de pesos mensuales, abrir el club. Llevar los ingresos a casi 1.500 millones de pesos anuales es el objetivo.

Obras

Mundo Talleres. Talleres no tiene el permiso del área de Impacto Ambiental de la Municipalidad, pero Fassi jura y perjura que lo hará. La ciudad deportiva albiazul es una obra que permitirá desarrollar su visión del club en gran medida. “Por cuatro años no podremos hacerlo. Enfocaremos todo nuestro esfuerzo en el Nuccetelli”, admitió el presidente. Es una cuestión de tiempo, de permisos municipales y monetaria. Antes de la pandemia hacían falta 20 millones de dólares para ese proyecto.

Juan Pelatto. Además de las obras en la Boutique y en el predio Nuccetelli, Talleres planea hacer mejoras en el gimnasio para actividades amateurs.

Estadio nuevo. Es un deseo para esta comisión. Siempre se dejaron espacios libres en las distintas geografías en las que se pensó Mundo Talleres.

Política institucional

AFA. Más allá de las ocupaciones que tiene, Fassi sigue pensando que puede cambiar la AFA desde su puesto como presidente de Talleres. Ya lo hizo presentando un proyecto antes de que asumiera Tapia, adhirió a la creación de la Superliga (los clubes de Primera crearon un ente que organizó el torneo principal del país y con autonomía de AFA) y luchó para que no fuera disuelta. La AFA unificada (como organizadora de todos los torneos) tuvo a Fassi como un opositor, pero no por eso dejó de ser alguien “propositivo”, como se define. Armó un escrito que llamó “la decisión de los mil millones de dólares”, la cifra que perdería la AFA sin la Superliga. Esa y otras presentaciones, como el primer protocolo sanitario y la vuelta anticipada de la gente en la pandemia, indican que Fassi sigue teniendo la idea de poner un pie en la AFA.

Sucesión

Los que vienen. Fassi ha dicho que el armado de la estructura de Talleres tiene una previsión: que tarde o temprano pueda funcionar sin él. ¿Quiénes son los hombres del presidente hoy por hoy? Gerardo Moyano Cires, Guillermo Carena e Ignacio Galloppa. También está contemplado Juan Pablo Fassi, uno de los hijos del presidente albiazul, quien está a cargo de Atenas de Uruguay y fue director deportivo albiazul hasta el año pasado.

El pensamiento de Fassi

Fassi, del “River fue superior” al “estamos en carrera” y “orgullosos de Talleres”

La Voz

Más Noticias