mayo 19, 2024 7:40 am

Precios de medicamentos: aumentos de hasta el 68% en lo que va del año

El precio de los medicamentos no deja de escalar. En lo que va del año, subieron hasta un 68%, según un relevamiento realizado por el Colegio de Farmacéuticos de la Provincia de Córdoba. Esto es, por encima de la inflación acumulada en ese lapso. El sondeo no esbozó un promedio, que sería menor al 68%.

El relevamiento compara precios de octubre con los de enero de este año y sólo tuvo en cuenta las 20 marcas más vendidas.

“No hay una norma general que defina el precio de un medicamento. Intervienen múltiples variables. Hay marcas más y menos accesibles. En general, los tratamientos básicos de enfermedades crónicas están garantizados. El problema es que hay productos específicos que aumentaron por encima de la inflación”, explicó Georgina Giraldi, vicepresidenta del Colegio de Farmacéuticos.

Giraldi señaló que las marcas más vendidas son las más recetadas por los médicos. A su vez, son las que mayores aumentos registraron en el año.

Recordó que los precios de esos productos son fijados por los laboratorios y éstos, a su vez, dejan un pequeño margen de rentabilidad a las farmacias y droguerías. “Tenemos que hablar de sustitución. La gente debe saber que existen remedios más baratos, debe pedir opciones en la farmacia”, sugirió.

Según el sondeo, el Dexalergin por 20 comprimidos fue el que más aumentó: pasó de costar 525,84 pesos en enero a 883 pesos en octubre. Ese antialérgico que contiene dexametasona y clorfeniramina subió un 68% en lo que va del año.

En segundo lugar se ubicó el analgésico y antiinflamatorio de marca Actron, que pasó de 300 a 447 pesos en el mismo período de tiempo. Esta marca de la droga ibuprofeno subió un 49%. Le siguió la levotiroxina (que se utiliza para tratar enfermedades en la glándula tiroidea): la T4 de Montpellier de 100 microgramos por 50 comprimidos pasó de 910 pesos a 1340. La suba fue del 47%.

El resto de los productos experimentaron incrementos desde el 44% al 33%. Si se toman en cuenta los remedios que no son de uso masivo, hay algunos que experimentaron subas de hasta el 92% en lo que va del año, destacó Giraldi.

Los 20 más vendidos

Entre números

Según el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), la inflación acumulada en lo que va del año fue del 37% hasta septiembre. Resta conocer el valor oficial de octubre.

El Índice de Precios al Consumidor (IPC) del organismo nacional calculó un 44% de incremento en el rubro “productos medicinales, artefactos y equipos de la salud”, al comparar septiembre con diciembre del año pasado. Mientras que la categoría “salud”, más general, creció un 42% en costos en ese período.

El IPC de la Provincia de Córdoba mide específicamente los aumentos registrados por mes en el rubro “productos farmacéuticos”. También el último valor es el de septiembre, con un incremento del 43,8% acumulado a diciembre del año pasado. Este ítem supera las subas registradas en la categoría salud en general (que reportó un aumento del 38,8%). Incluso el de la categoría general que abarca todos los demás rubros, subió un 37% en 10 meses.

Apelan a las sustituciones

Giraldi instó a la población a pedir asesoramiento en las farmacias sobre qué medicamento es más económico, con el objetivo de que no discontinúen los tratamientos.

“Tenemos que hablar del problema, pero en términos de marcas. Algunos laboratorios ofrecen productos más caros, porque tienen otra estructura de costos y ciertas estimaciones sobre lo que piensan ganar. Por lo general, son los más promocionados. Pero no es cierto que todos los medicamentos sean caros. Por eso hay que hablar de sustitución. El comportamiento de las personas hará que se puedan mantener tratamientos con marcas más económicas”, planteó la farmacéutica.

En la misma línea, Iván Ase, médico y magíster en Administración Pública, recordó que existe una ley nacional de genéricos que obliga a los médicos a prescribir por el nombre de la droga o principio activo y solo sugerir una marca comercial. Pero, en la práctica, esto no se cumple porque el Estado no controla o lo hace de modo deficiente.

Ase, docente en la Universidad Nacional de Córdoba, consideró que los sectores más vulnerables no están teniendo demasiadas trabas a la hora de acceder a medicamentos, porque el Gobierno nacional reactivó el programa Remediar y sustituyó descuentos del 100% en ciertos medicamentos para los afiliados de la obra social de los jubilados Pami.

“El problema se presenta en el acceso al medicamento en el mercado”, apuntó Ase. Las personas que tienen obra social, otra cobertura o directamente tienen que pagar la totalidad del producto se encuentran con precios cada vez más caros. Eso se debe en parte –según su opinión– a la imposibilidad del Gobierno de fijar una política efectiva de regulación de precios. “Entre el congelamiento y el libre mercado, parece que no se logra encontrar mecanismos intermedios. Esto hace que algunos medicamentos sean inaccesibles para la gente y que terminen interrumpiendo sus tratamientos”.

Ambos especialistas sostienen que se necesitan políticas integrales de regulación del precio de los medicamentos, más allá de la discusión sobre un “congelamiento”.

La discusión

Giraldi agregó que los farmacéuticos no fueron convocados para discutir medidas. Y que sobre sus espaldas recaerá el impacto de la decisión oficial.

“Alrededor del 20% de las farmacias corren el riesgo de ir a la quiebra. Por un lado, no podrán aumentar el valor de los medicamentos que fijan los laboratorios. Pero, por otro, deberán afrontar el incremento de los costos fijos, como impuestos, servicios y cargas sociales”, finalizó.

La Voz

Más Noticias