mayo 19, 2024 9:01 am

Carlos se coronó como el gran ganador de “Bake Off”

La última noche de Bake Off empezó unos minutos tarde después de que MasterChef Celebrity diera comienzo a su tercera temporada. La emoción y la tensión estuvieron presentes, pero se impuso el compañerismo y la alegría de los participantes por estar allí. “Espero que le pongan toda el alma, toda su pasión, para entregar su mejor torta”, los recibió Dolli Irigoyen.

Paula Chaves les explicó el “desafío creativo” al que se iban a enfrentar en su última vez en la carpa. “A lo largo de la competencia los pudimos conocer: saber de dónde vienen, dónde están y hacia dónde quieren ir. Esta es su oportunidad de demostrarnos quiénes son realmente”, comenzó la conductora.

Los participantes tuvieron que hacer una torta de tres pisos que represente su pasado, su presente, y su futuro. Cada una tenía que tener diferentes masas, rellenos y decoraciones. Para eso contaban con tres horas y media.

Pamela Villar reflexionó: “Ya les dimos miles de consejos, hoy sobran. Hoy tienen que brillar. Esta torta es el broche de oro”.

La preparación

Durante la preparación de sus últimas tortas, los participantes enfrentaron varios inconvenientes que sortearon con algo de nervios pero sin perder la sonrisa. En primer lugar, el jurado visitó en conjunto la isla de Facundo. “Sos malo dibujando”, lo peleó Damián Betular al ver su diseño.

Facundo proyectó hacer un primer piso con bizcochuelo de chocolate, con ganache de chocolate semiamargo con mermelada de frutilla y naranja. La decoración, de playa, para representar su pasado (“me crié en el agua”) y su pasión por nadar. Para un segundo piso el cordobés pensó en un bizcocho de limón y cardamomo, con curd de pomelo y ganache de chocolate semiamargo, con decoración de ingeniería, la carrera que estudia. Finalmente, el tercer piso iba con decoración de gorro de pastelero, con bizcocho de nuez y relleno de crema moka.

Carlos pensó en imitar un árbol en crecimiento con su preparación. Así, el primer piso sería de bizcochuelo de chocolate, con ganache de chocolate y ñire. La decoración imitaría el tronco de un árbol con chocolate en rama. Para el segundo piso, su presente, planeó representar un atardecer con decoración de buttercream con varios colores. En el interior, pensó un bizcochuelo de limón con ganache de frutillas y merengue horneado. Su futuro lo representó con una decoración que mostrara un libro en blanco. Este último piso hecho con bizcocho financier y hojaldre, relleno con dulce de leche y crema pastelera de ñire.

Carlos se enfrentó a un inconveniente con los merengues, que se le quemaron. Finalmente, decidió dejarlos afuera de la preparación. Facundo comenzó a luchar con su ganache: “Se me corta el chocolate blanco”. Betular acudió en su rescate.

A media hora de que finalice el desafío, ambos le pidieron a Paula Cháves que “interceda” ante los jurados para conseguirles algo más de tiempo. La conductora les pidió 15 minutos más para los aspirantes a pasteleros. Pamela y Dolli fueron las primeras en aceptar. Betular dudó un poco, pero coincidió: “Ojo, para mí son más algo mental”.

“No llego ni a palos”, se resignó Facundo a pesar del tiempo extra. Pero cuando tuvieron que alzar las manos y alejarse de la mesa, ambos lo hicieron con una sonrisa y se abrazaron, felices de haber completado el desafío.

La última degustación

Carlos pasó primero, como en la noche de la semifinal. “Seguramente me van a decir que se notan los ‘planes B’ en la decoración, pero creo que el interior de cada torta los va a conmover”, dijo.

Betular le marcó: “Te soy sincero, me hubiera gustado el chocolate en rama”. “Pero la ganache… vos entraste sin saber hacer ganache. Está impecable”, admitió.

“Para mí, el libro es tu mejor torta de las tres. El hojaldre está sublime. No se me hubiera ocurrido nunca mezclarlo con el financier… Creo que es un broche de oro para esta cantidad de desafíos que has tenido, que los has llevado con un temple admirable, con compañerismo, pero sin dejar de competir”, agregó el jurado. Villar alabó la combinación de ingredientes: “Lográs algo muy difícil de describir”.

Facundo, al pasar al frente, expresó: “Es la última vez que llevo una preparación al jurado. Lo voy a extrañar mucho”.

Villar alabó la torta que representaba el futuro, la decorada como gorro de pastelero. Dolli resaltó que la torta de cardamomo era “realmente notable”, pero le dijo: “Hay toda una armonía que es fantástica”. Betular lamentó que Facundo no hubiera podido hacer más con la decoración del piso inferior, pero concluyó: “Las partes interiores están muy bien. No falla ninguna de las tres”.

La decisión final

El debate entre el jurado fue complejo. Los tres coincidieron en que el desempeño de los dos era excelente. También sopesaron que “ambos tuvieron muchos inconvenientes” y a pesar de eso siguieron adelante saliendo airosos. “No hay que olvidarnos que son amateurs”, cerró Betular.

Luego de un breve repaso de su paso por el programa, cerraron la carpa y salieron afuera donde estaban sus ex compañeros, los participantes eliminados. Paula Cháves invitó a pasar a Juan, el papá de Carlos, quien contó: “Mucha emoción. Cada programa que pasaba yo me sentaba en el sillón y me decían ‘no llores, no llores’, porque yo lloraba en cada emisión”.

Laura, la mamá de Facundo, también estuvo y compartió cómo se sintió: “Muy orgullosa, muy agradecida a todos”. “Que ya ganó, que lo amamos y estamos siempre para él”, fue el mensaje de Laura para su hijo.

Antes de anunciar el ganador, Betular les dijo: “Para mí son el fiel reflejo de que yendo por el lado correcto, compitiendo con honestidad, compañerismo y poniéndose metas, uno llega”. Pamela también resaltó la humanidad de ambos. ¿Quizás el jurado recordó el incidente del año pasado, cuando en las redes descubrieron el pasado de Samantha y tuvieron que revocar la decisión de hacerla ganadora?

Finalmente, Paula Chaves pronunció las palabras que todos estaban impacientes por escuchar: “El gran ganador que se consagra como el mejor pastelero amateur de todo el país y se lleva el premio de Bake Off El Gran Pastelero es… ¡Carlos!”.

Facundo lo felicitó: “Se merecía ganar”. Carlos, por su parte, reflexionó: “Me cambió la vida”. “Pero creo que lo más importante son los amigos que uno se lleva, lo interior…”, cerró.

La Voz

Más Noticias