julio 18, 2024 4:15 am

Paulina Gramaglia vive un sueño: jugará en Estados Unidos con apenas 19 años

Las cosas en la carrera de Paulina Gramaglia pasan rápido pero no a las apuradas. Esta delantera cordobesa que en marzo cumplirá 19 años tiene un recorrido digno de una veterana. Hace algunas semanas fue anunciada como refuerzo del Houston Dash de la liga profesional femenina de Estados Unidos. Hace dos años, estaba jugando la final de la Copa Córdoba con Talleres ante Belgrano.

We 👀 you, @PauliGramaglia1 🤘#DejaloTodo https://t.co/dE7X6oQsUv

— Houston Dash (@HoustonDash) January 19, 2022

Paulina es uno de los mejores proyectos que dio Córdoba en la disciplina, fue abanderada en el Colegio Manuel Belgrano y se involucra mucho en la lucha del fútbol femenino. Es una jugadora integral, completa, que con 17 años llegó a Buenos Aires para jugar en UAI Urquiza.

En sus primeros tres torneos jugó dos semifinales y una final, la última, ante Boca. Anotó nueve goles con la camiseta del Furgón y se ganó la titularidad rápidamente. En diálogo con Mundo D, la delantera contó cómo vivió un cierre de 2021 lleno de emociones.

“No es poco en un año y medio tres semifinales. Las primeras dos las padecimos, el hecho de no poder superarlas. Haberlo logrado en la tercera fue muy lindo. Nos lo merecíamos por todo el trabajo. Aprendimos de aquellas dos derrotas y eso nos permitió jugar la final”, le dijo a Mundo D desde la concentración en Ezeiza con la selección sub 20.

Por suerte me he sentido bien desde que llegué al club. Desde lo físico me costó un poco al principio, pero pude adaptarme rápido. Después pude consolidarme como titular. Me pone muy contenta el cariño de la gente, sobre todo estos últimos meses donde me conocieron más”.

Paulina Gramaglia

Gramaglia y su llegada a Estados Unidos

El biotipo de Paulina no es tan común entre las jugadoras argentinas. Es una futbolista espigada, muy veloz, físicamente sobresaliente y con un potencia enorme. Eso generó que sea seguida desde ceerca por los scoutings. Su desempeño en UAI Urquiza despertó el interés del Houston Dash de la NWSL.

Desde el club se pusieron en contacto son su representante, es español Chavi Pascual, quien sorprendió a la cordobesa hace varios meses atrás con una oportunidad increíble.

“Un mediodía me junté a cenar con mi representante y ahí me contó de esta propuesta. Yo no lo podía creer. Sabía desde el primer momento que no era una oportunidad que se da todos los días. No es común que desde estos países se fijen en nosotras, en Argentina. Estuve convencida desde el principio y la respuesta siempre iba a ser que si”, confesó.

Si bien la confirmación se hizo esperar, en el Dash esperaban la aceptación de Paulina. Se va a préstamo por un año con opción de compra. “Fue un momento de mucha emoción el de la confirmación. Una empieza a proyectar todo lo que va a hacer y piensa en todos los cambios que se van a venir. Estoy muy contenta por empezar a transitar este camino”, dijo.

La NWSL es la liga de las pentacampeonas del mundo, es la liga de grandes jugadoras y una competencia muy exigente. Paulina será la tercera argentina en disputarla, detrás de Estefanía Banini y Mariana Larroquette. Sabe que es joven y que debe aprender mucho para ganarse sus minutos.

Desde el primer momento que hablé con el entrenador me dijo que buscan mejorar a las jugadoras jóvenes, en todos los aspectos del juego. Creo que personalmente lo que me va a costar los primeros meses va a ser la cuestión física. Más allá de que una está preparada, el ritmo de allá es diferente. Poder jugar con grandes futbolistas me va a hacer crecer mucho”.

Paulina Gramaglia

El paso a paso de Paulina en el fútbol

Gramaglia cumplió rápido, pero seguro, cada una de las etapas que la llevan hoy a su primera experiencia internacional. Además, en 2021 tuvo la oportunidad de debutar en la selección mayor argentina, frente a Ecuador. Sumó minutos en los dos amistosos que jugó la Albiceleste en noviembre.

El fútbol, le llegó gracias a sus compañeros de la primaria, que la invitaban a jugar en todos los recreos. Y también por sus amigos de barrio Parque Vélez Sarsfield.

A Talleres arribó con 12 años, luego de que su tía le avisara que había prueba. Durante dos años, fue la más chica del plantel y se ganó debutar en la Liga Cordobesa con 13, en un partido ante Libertad. Marcó más de 50 goles en el Matador y a finales de 2020 pegó el salto a Buenos Aires.

“La liga de Buenos Aires fue muy importante en mi carrera y la Liga Cordobesa también. Más allá de que siempre hayamos tenido que remarla mucho, me dio una formación impresionante en mis primeros años. También tiene mucho que ver el club en el que estuve, mis compañeras. Estar en la LCF me dio mis primeras experiencias de roce, de jugar con otras mujeres. Siempre va a ser importante para mí”, sostuvo Gramaglia.

Además, amplió el concepto hacia la primera divisipon nacional. “La UAI me deja muchas enseñanzas. A veces se bastardea la liga local, dicen que le falta mucho. Esta liga tiene algo muy importante y es que te prepara para lo que viene después. En este año y medio casi que estuve pude crecer muchísimo. Me cruzé con jugadoras importantes, de selección, entrenadores de selección. Tuve la oportunidad de jugar con la mayor. Este paso por Buenos Aires me dio muchísimo”, dijo.

La familia y los sueños de Gramaglia

Paulina se entrenó durante estas últimas semanas con la selección argentina sub 20, que deberá disputar el Sudamericano de la categoría y apuntar a clasificar al Mundial. Fueron pocos los días de decanso en familia que tuvo antes de volver a ponerse a las órdenes de Germán Portanova.

“Estaba esperando mucho volver a entrenar en la sub 20. Pasé las fiestas en familia, seguí entrenando en las vacaciones y ya el 2 de enero estaba viajando a Buenos Aires”, contó. La celeste y blanca para la delantera es todo, por eso recuerda con mucha felicidad su debut en la selección mayor.

“Germán me cargaba, me preguntaba si estaba nerviosa. Fue un lindo debut. Imaginándome la situación antes, pensé que iba a estar mucho más nerviosa de lo que estuve. Entré muy tranquila, con mucha confianza por parte del DT. Lo disfruté mucho porque es algo que no se olvida un debut”, aseguró Paulina.

Sabemos que fuimos por una oportunidad que nos dio el cuerpo técnico, pero que es un proceso largo que recién empieza. Vamos a tener mucho por delante. Voy a intentar hacer siempre todo lo posible para poder formar parte”

Paulina Gramaglia

En julio la selección argentina disputará la Copa América en Colombia, buscando clasificar a la Copa del Mundo de 2023 y a los Juegos Olímpicos de París. Paulina no pierde la ilusión. “Me gustaría estar en la Copa América, es un objetivo que me sirve para motivarme. Sé que no es fácil, que la lista es corta y hay grandes jugadoras. Pero voy a hacer lo posible para estar ahí adentro”, confesó.

Finalmente, la delantera valoró la importancia de su familia en su crecimiento, en cada nuevo desafío y en un mundo donde recibe mucha atención.

“Creo que mi familia es mi cable a tierra. Tengo padres no muy futboleros y eso me ayuda a tomar las cosas con calma. Ellos me dan consejos y eso me baja. Por ahí no tengo eso de que estén todo el tiempo hablándome de fútbol, dándome indicaciones. Cuando una juega y tiene un mal partido, no tiene ganas de llegar a su casa y que le sigan hablando de eso. Está bueno bajar los decibeles y pensar en otra cosa. Tener unos papás así me ayudó a no vivir esas situaciones”, cerró.

La Voz

Más Noticias