julio 18, 2024 4:57 am

Consorcios camineros, una estructura que se sostiene con trabajo y esfuerzo

Durante 2021, los consorcios camineros y consorcios regionales han llegado a concretar más de 200 obras en los caminos rurales de la provincia de Córdoba. Sin embargo, advierten que el presupuesto destinado al sistema consorcista no fue suficiente.

Es por eso que, durante los últimos meses de 2021, se hicieron las gestiones pertinentes para solicitar que se considere la revisión presupuestaria. “El número aprobado no cierra por donde se lo mire, no cubre nuestros costos de funcionamiento básicos y, una vez más, no fuimos consultados para su elaboración”, manifestó Antonio Picca, presidente de la Asociación de Consorcios Camineros de la provincia de Córdoba.

Por esta razón, en la reunión de los consorcios regionales del 21 de enero, la mayoría de las entidades consideró no firmar la conformidad con el nuevo expediente que entrará en vigencia el 1 de abril de 2022 hasta marzo de 2023. La solicitud de los miembros es concretar una reunión con las autoridades responsables de la asignación de fondos para tratar de resolver los problemas que afronta el sistema.

Garantizar el ciclo de trabajo 2021 resultó muy dificultoso. La inflación sostenida en productos e insumos necesarios para desplegar la tarea que llevan a cabo los consorcios excedió ampliamente el presupuesto disponible”, agregó el directivo.

Subrayan desde la asociación que prácticamente no existe un consorcio caminero que no haya necesitado asistencia financiera extra, ya sea para adquirir o reparar maquinaria e, incluso, para salir a trabajar a los caminos, con aporte de combustible y material.

“Hay que destacar y agradecer la predisposición de muchos productores agropecuarios que han colaborado con gasoil o con arena y ripio. Pero esta colaboración no se da en todas las regiones de la provincia, ya sea porque no todos tiene la posibilidad o las ganas de hacerlo”, sostienen las autoridades de la Asociación. “Es por eso que queremos que el presupuesto mejore, para que sea parejo para todos”, agregan.

El sistema de consorcios camineros de Córdoba es el encargado de mantener más de 58.000 kilómetros de caminos rurales para que no pare la producción, pero también para que los pueblos del interior más profundo mantengan su comunicación, para que el turismo se potencie y para que toda la provincia esté conectada.

“Más allá de las dificultades económicas que atraviesan los consorcios, la gestión de los caminos sigue en marcha y el resultado son trayectos que siguen conectando y posibilitando el traslado de la producción agropecuaria y agroalimentaria para que el motor de la economía no se detenga”, destacan.

Obras en Sampacho

El Consorcio Caminero N°146, Sampacho, realizó un alteo en el camino secundario N°289 que une a esa localidad con La Carolina El Potosí, trayecto en el que se formaban lagunas que impedían el tránsito vehicular.

Esta problemática de erosión en los caminos es común en la mayoría de los consorcios. La traza de los caminos rurales tiene más 60 años. Durante todo este tiempo ha aumentado considerablemente su función, tanto en cantidad de tránsito, periodos de uso, como en volumen de peso. “Se multiplicó la producción de los campos, el tránsito es impresionante (camiones y maquinaria) y los caminos son los mismos. En nuestra zona, solamente de cereales, se extraen más de 5000 camiones al año. A esto hay sumarle el trabajo diario de tambos, feedlot y vehículos particulares. Hay un tránsito permanente”, explicó Daniel Bressan, presidente del consorcio de Sampacho.

Respecto a la obra, destacó la articulación que posibilita el sistema consorcista: “Estamos trabajando con la retro de la Regional N°15 y maquinaria propia del consorcio. Se está levantando un tramo de 3000 metros, de 70 centímetros a un metro. Cuando la humedad del piso lo permita, culminaremos la obra”.

Asamblea institucional

El próximo 2 de marzo se llevará a cabo la asamblea general de la Asociación y la Mutual de los consorcios camineros. En esta oportunidad, además de la puesta en consideración de balances y memorias, se procederá a la elección de autoridades.

Trabajos en La Cesira

El Consorcio Caminero N°233, La Cesira, estuvo trabajando en el mantenimiento del camino secundario N°333, al norte de la localidad homónima. Con un presupuesto escaso, esta tarea se vuelve cada vez más dificultosa.

tosa. “Todos los meses hacemos mantenimiento. Tenemos aproximadamente 240 kilómetros y gastamos entre 1.500 litros y 2.000 litros de gasoil por mes. Por eso no nos alcanza el pago de mantenimiento mensual. Estamos recibiendo 404.000 pesos mensuales y en el consorcio trabajan dos empleados que, entre sueldos y cargas sociales, representan alrededor de 200.000 pesos por mes. Podemos mantener los caminos todos los meses por el apoyo que recibimos de los frentistas para adquirir el gasoil,” expresan desde el consorcio.

La Voz

Más Noticias